cabecera2

Logo80PNGRojoHorizontal.png

BannerCPok.gif 

El superávit del Ayuntamiento de Guadalajara debe devolverse a los vecinos con inversiones y servicios

  • Publicado en
  • Medios

El Grupo Socialista en el Ayuntamiento de Guadalajara planteará al pleno municipal la aprobación de un acuerdo, ya adoptado por unanimidad en la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), que insta al Gobierno de España y a los grupos parlamentarios de las Cortes Generales a permitir mediante cambios legislativos urgentes que las corporaciones locales puedan destinar el superávit presupuestario que hayan alcanzado en 2016 a actuaciones dirigidas directamente a mejorar la calidad de vida de sus vecinos y que esas inversiones puedan ejecutarse entre los años 2017 y 2018.

 

Tal como ha explicado el portavoz municipal socialista, Daniel Jiménez, en el Ayuntamiento de Guadalajara se ha producido en 2016 un “desequilibrio de 4,5 millones de euros entre lo ingresado por los tributos que pagan los vecinos de la ciudad y lo que se gasta en prestarles servicios”, de forma que “lo que el equipo de Gobierno vende como buena gestión económica es, en realidad, un déficit de dedicación y de gestión desde el alcalde hasta el último de sus concejales”.

Jiménez ha defendido que “en las administraciones públicas el rigor presupuestario es lograr el equilibrio entre lo que se ingresa, porque lo paga la ciudadanía, y lo que se gasta en prestarle servicios a esa misma ciudadanía” y ha enumerado varios ejemplos que denotan “un problema de gestión y de dedicación a los vecinos y a la ciudad por parte de Román y su equipo”.

Así, ha subrayado que “hay un bloque de programas de atención directa a los vecinos, en el que se incluyen, por ejemplo, los servicios sociales, ayudas para rehabilitar zonas comunitarias de viviendas, apoyo al comercio, etc, en el que se dejaron de gastar más de 600.000 euros en 2016”.

También ha indicado que “en el Programa de Igualdad de Género, con un presupuesto de 89.000 euros, a Román le sobraron 48.000 euros”, “en el Plan de Apoyo a Familias, el alcalde solo ha gastado 50.000 de 163.000 euros presupuestados”, mientras que “de 200.000 euros presupuestados para la convocatoria de ayudas para superar la Inspección Técnica de Edificios (ITE), prácticamente no se ha gastado un solo euro” y “del programa Erasmus, con una cuantía de 200.000 euros, han quedado 50.000 euros sin gastar y hay que devolverlos al Ministerio”.

A juicio de Jiménez, todo esto “denota que ha faltado trabajo de gestión para que los vecinos y vecinas de Guadalajara conozcan los recursos y servicios que les ofrece el Ayuntamiento” y, por eso, “además de pedir el apoyo de todos los grupos a la moción para que el superávit se pueda reinvertir en beneficio de los vecinos de la ciudad, al alcalde le vamos a pedir que se dedique a la ciudad y que, cuando el año que viene presente su balance económico, sea prácticamente de equilibrio presupuestario”, porque “el dinero de los vecinos debe destinarse a mejorar su calidad de vida”.

Implicación institucional contra los trastornos de la conducta alimentaria.
La segunda moción que el Grupo Socialista llevará al pleno municipal plantea la implicación y colaboración del Ayuntamiento de Guadalajara y la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha para prevenir y tratar los trastornos de la conducta alimentaria que en la actualidad sufren unos 140 jóvenes de Guadalajara, según datos facilitados por la asociación ADABAL (Asociación para la Defensa de la Bulimia y la Anorexia Alcarreña).

La iniciativa del Grupo Socialista pide que el Ayuntamiento de Guadalajara ponga en marcha al inicio del próximo curso escolar un Protocolo de Prevención de trastornos de la conducta alimentaria en los colegios e institutos de la ciudad, que la Junta de Comunidades ponga en marcha Programas de Sensibilización entre los profesionales sanitarios de Atención Primaria, que ambas instituciones colaboren en poner en marcha un Programa de Formación Especializada dirigido a profesionales que trabajen directamente con la población susceptible de sufrir estos trastornos y que el Ayuntamiento establezca una línea de ayudas sociales para familias que tienen dificultades para afrontar los tratamientos que requieren estas patologías.

Lucía de Luz, concejala del Grupo Socialista ha indicado que trastornos de la conducta alimentaria como la anorexia y la bulimia son “enfermedades psiquiátricas graves y letales, que afectan en España a alrededor del 4 % de la población adolescente”. Según los datos que ha expuesto, “en 2013 eran 28.000 los jóvenes españoles que sufrían alguna de estas enfermedades, la edad de máximo riesgo, que antes se situaba entre los 15 y los 29 años, ahora comienza a los 12 años, y el problema se extiende a todas las edades y clases sociales y, cada vez más, al género masculino”.

“El problema es grave y las administraciones deben implicarse en tomar medidas para combatirlo”, ha recalcado Lucía de Luz.

Medios

PSOEgu

SÍGUENOS

   facebook 13   twitter 14 youtube 06 WhatsApp Logo   t logo 

  • PSOE Guadalajara
  • C/ Madrid Nº17 Posterior
  • 19001 Guadalajara
  • 949 231 030
  • Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Log In or Register

fb iconLog in with Facebook